sábado, 24 de mayo de 2008

viaje a Japón IV

19 de Abril
Después de un día tan intenso el anterior no teníamos ganas de levantarnos, pero como la mañana anterior apareció el viejillo con su OHAYO GOZAIMASU!!! Sinceramente, lo unió que no me gusto de ese sitio, menudo despertar.
Después de un desayuno abundante, recogimos para irnos.
Día de tren para llegar a Takayama donde dormíamos para poder ir a la fiesta tradicional de un pueblo cercano. El viaje no fue muy largo, pero entre una cosa y otra llegamos por la tarde, eso si, el viaje a parte de cómodo, aun con la maleta casi encima, se esta muy cómodo en los trenes japoneses, además las vistas son geniales.
El ryokan en el que estuvimos en Takayama no estaba tan bien como el anterior, pero el baño aunque "publico" estaba muy bien. Lo de publico es porque lo comparten todos los huéspedes del ryokan, menos mal que no coincidí con nadie, sino que vergüenza...
Y llego el momento de la fiesta, antes de coger el tren Gorka compro un vasito de sake, es curioso como venden en Japón el sake en los supermercados, y ya estábamos camino de.
En el tren había un montón de gente, yo creo que todos o casi, iban al mismo sitio.
Y bueno, la fiesta rarisima.
Lo primero una calle con bastantes puestos, en plan mercadillo, pero casi todos de comida. Comidas raras, japonesas vamos, lo mas curioso que probé, los pastelillos estos que tienen en forma de pez, fijo que en algún anime habéis visto, que suelen tener pasta de alubias, pues el mio de crema, no me gustan mucho las alubias, pero me las como, pero dulces... no. Se me hace la boca agua solo de pensarlo ahora, porque la crema es como la típica de los bollos de aquí, pero no sabia igual, buenisimo. Con lo rarita que soy yo para las comidas hasta pescado crudo he comido en Japón, y me ha gustado, aunque digo yo que totalmente crudo no estará... Espero :D
Había típico puesto de mascaras raras que salen en los animes en los festivales de templos, puesto de takoyaki (bolitas de pulpo con no se que mas :P), okonomiyaki (lo que cocinaba Ukyo en Ranma 1/2)...
Llegamos a la zona de la fiesta. Totalmente abarrotada, como la plaza del dúo sacapuntas :), practicamente no entraba una sardina, y con lo respetuosos que son los japoneses, a pesar de ello, había empujones, si no los llega a haber allí... Eso si que habría sido de marcianos :).
La verdad es que al principio no vi mucho, unos cuantos palos muy desde lejos, y poco mas, y oíamos a un hombre muy borracho hablando en japones, por lo que no entendimos nada, lógicamente. De repente empezó a haber jaleo, pasaba algo, los empujones se incrementaron y llego un momento en el que Yoshiko y yo nos quedamos entre dos grupos de japoneses con una especie de pañal y con el palo que habíamos visto de lejos a los hombros... Terrorífico. Por lo menos estábamos juntas, nos separamos de Gorka, luego para encontrarle tardamos un ratillo, aunque como el estaba hiper feliz con su sake... Ni se dio cuenta.
Pero bueno, por lo menos lo encontramos, nos llegamos a perder alguno allá·, sin saber el idioma y con poco japones que sepa o que quiera hablar ingles... A mi me da algo si soy yo la que me pierdo.
Pues mas o menos eso fue todo, a partir de ahí, lo único que vimos fue a los diferentes grupos de japoneses con palo al hombro que corrían por la ciudad y cuando se cruzaban dos se gritaban unos a otros. Estábamos helados, por lo que en cuanto encontramos una hoguera allí nos quedamos durante un rato, entonces uno de los grupos se paro también allí y empezaron a subirse en el palo y a dar vueltas con el estomago como punto de apoyo. Eso tiene que doler un montón.
A, se me olvidaba, cuando nos movimos coincidió que encontramos un lugar en el que había un montón de gente, y paso como una especie de procesión, como estábamos en mal sitio y pillamos empezada, nos piramos a otro sitio, y la vimos desde el principio, grave algún vídeo con el móvil, así que no se ve muy bien, pero voy a intentar poner
Y esto fue todo en la fiesta de Matsuri. De lo mas interesante, la verdad. Eso si, pasamos un frío de narices.
Para la vuelta, cogimos un taxi, allí el tren deja de funcionar pronto, aunque digo yo que mas o menos como aquí.
Pensábamos que nos iba a dar un sablazo, pero, al final, no fue para tanto, digo yo que al dividir entre tres salio menos, pero al ser de un pueblo a otro...
Llegamos sanos y salvos, y a dormir que estábamos agotados.

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Todos vuestros comentarios son siempre bien recibidos.
Muchas gracias por dejarlos

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Se ha producido un error en este gadget.